Terapias Complementarias, disciplinas que sanan y renuevan la salud física

La colaboración, potencia y reforzamiento existente en las distintas terapias que complementan un tratamiento que beneficia a la salud de un paciente, siempre será bien recibido por quien la necesite. Pero cómo reconocer cuál de las terapias alternativas es o son las correctas para nuestro beneficio.

En Chile, el Ministerio de Salud (MINSAL) las reconoce, formalmente, como “Medicinas Complementarias o Alternativas” (MCA), dado que “se asume que todas las medicinas trabajan en forma complementaria, por lo cual a futuro se tiende a hablar de una Medicina Integrativa”, es decir, vienen a colaborar, potenciar y reforzar un tratamiento recomendado por la medicina tradicional, sin dejar de lado sus indicaciones, tal como ya lo están haciendo diferentes centros médicos y hospitales.

Pausas Saludables; son tiempos definidos que no superan los 15 minutos donde los técnicos en salud y bienestar físico utilizan para realizar a los funcionarios de instituciones públicas y privadas, distintos tratamientos para aliviar dolencias físicas y reducir niveles de estrés y depresión.

Para la encargada del servicio oficial de medicina complementaria del Hospital de niños Dr. Luis Calvo Mackenna –donde ya se trabaja con medicina sintergética, terapia floral, reiki, musicoterapia, arteterapia y risoterapia-, explica que en las MCA los pacientes “no deben dejar bajo ninguna circunstancia los medicamentos, cirugías o tratamientos que requieran. Las terapias son paliativas, los ayudan a tolerar mejor todo el proceso, levanta su estado de ánimo, sus relaciones personales y aceptan de mejor manera lo que implica un tratamiento a largo plazo, optimizando sus condiciones físicas, emocionales y mentales”.

Fue en julio del 2005 que el Ministerio de Salud emitió el Decreto de Ley Nº 42 autorizando y regulando el ejercicio de prácticas médicas alternativas a titulados de Universidades, Institutos y Centros de Formación Técnica. Un año después, este organismo aceptó la Homeopatía, la Terapia Floral y la Acupuntura, como disciplinas que sanan y renuevan la salud física y mental, manifestando su deseo de integrarlas en los sistemas de salud chilenos, desarrollando e implantando políticas y programas nacionales al respecto. Esta estrategia es respaldada por la Organización Mundial de la Salud, y producto de esto fue que en el 2006 diversos organismos públicos y privados comenzaron a crear carreras técnicas en salud y terapias naturales

Los profesionales que estudien estas carreras entregan servicios de Terapias Complementarias como Masaje Terapéutico, Reflexología, Flores de Bach, ejercicios terapéuticos de Yoga, relajación guiada y fitoterapia, tanto en consultas públicas como privadas, a pacientes derivados por médicos especialistas. Todo esto, siempre, utilizando instrumentos como ficha clínica, pauta de registro de síntomas, entre otros.